De paso
Poemas

De paso

De paso estoy en esta vida,
y tú, ¿estás de paso en la mía?
¿Tu presencia tiene singular cabida
o tan solo pasas por ella de puntillas?

Quizás seas de los que quiere quedarse,
o tan solo estar un tiempo para luego marcharte,
mis puertas están abiertas a cualquier caminante
cuya opción no sea optar por un camino errante.

Por mi vida ha pasado gente tan importante
cuyos momento juntos son bien reseñables,
de los que su intención era llegar para quedarse
y no pensar en marcharse a ninguna otra parte.

También hubo de los que aparecieron con estruendo
y cuya importancia residía en saber que sobraban
porque, sin despedirse, hicieron mutis por el foro
para mostrar que hay cosas que, como empiezan, también se acaban.

Me gustan los que desprenden tanta energía
que, con su sola presencia, iluminan una sala,
con esa energía positiva, tan bella, tan bonita
que, cuando estás con ellos, nunca te cansas.

Pero detesto a aquellos que te engañan
con mentiras escondidas tras sus palabras,
los que, de repente, un día se marchan
sin una explicación, sin un adiós, sin nada.

Quédate conmigo si realmente quieres hacerlo,
sino lo mejor será que cojamos caminos opuestos
y no te lleves más que lo que trajiste, que yo,
cuando me marcho, no me llevo más que lo puesto.
Ya bastante dolorosa es una despedida,
como para arrasar también con más sentimientos.

Me quedaré donde sea bien recibida,
donde siempre tenga buena acogida,
y aceptaré también a todos aquellos
que deseen que les dé la bienvenida.

Si estás de paso en mi vida
porque tu presencia no tiene singular cabida,
por favor, márchate rápido y de puntillas.

SagrarioG
Sígueme en Facebook

Opt In Image

Estarás al día de las publicaciones y te enviaré el relato de intriga

Cómo elegir una forma de morir, ¿te atreves a leerlo?

Sólo tienes que rellenar el siguiente formulario:

Join the discussion

  1. Sagrario Sanz Barreras

    Como siempre, das en la diana. Gracias, pues me gusta como escribes.

    • admin

      Como siempre, encantada de que me leas. Mil gracias por estar ahí.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *